Belleza

IQCLM: Pestañas postizas

By  | 

¿Cuántos tutoriales hay en YouTube con chicas usando pestañas postizas? ¿O cuántos tutoriales hay que enseñan a ponérselas? ¡Miles! Lo cierto es que este accesorio de belleza tuvo que nacer en algún momento… ¡y está pronto a cumplir 100 años!

Pestañas-Postizas-2-min

Las primeras pestañas postizas fueron creadas en 1916 por el director de cine D. W. Griffith para su vedette Seena Owen (perdón que no les tenga imagen de ella, pero las fotos son tan antiguas que no se notaban bien las pestañas). El director norteamericano le pidió a un peluquero que uniera cabello humano a una cinta de gasa la cual se pegaba a los párpados, lo que quería lograr eran pestañas tan largas que rozaran las mejillas al parpadear.

Pestañas-Postizas-6-min

Si bien las pestañas postizas están viejitas ya, tuvieron que pasar algunas décadas para que las mujeres corrientes la usaran, fue en los años 50’ cuando se popularizaron y en los 70’ eran un esencial del maquillaje. Como los labios se llevaban pálidos había que destacar la mirada y la modelo Twiggy solía utilizarlas.

Pestañas-Postizas-1-min

Sin embargo, cuando se popularizaron estaban hechas de plástico y tendían a caerse. Así que el año 2000 llegaría la salvación: los japoneses inventaron pestañas individuales que se podían pegar sobre las pestañas auténticas. Eran como extensiones y duraban hasta dos meses.

Hoy en día hay cientos de adhesivos en el mercado y miles de tipos de pestaña, desde las más naturales hasta de frentón las de fantasía, cono colores, plumas y apliqués.

Pestañas-Postizas-3-min

Es raro que una cantante de pop, por ejemplo, no las lleve puestas en la alfombra roja o en sus conciertos, porque pasa a ser un maquillaje teatral donde los ojos tienen que verse a distancia y las pestañas ayudan.

Pestañas-Postizas-5-min

Yo personalmente no las uso demasiado, pero sí a veces cuando quiero destacar más la mirada las ocupo, eso sí, naturales. ¡Que levante la mano quien no tenga pestañas postizas! Y es que bueno, son un producto accesible, fácil de ocupar (con la práctica cada vez es más fácil) y que entrega una mirada mucho más sensual.

Y tú, ¿las usas? ¿Tienes diferentes opciones? ¡A compartir y comentar!

Fuente: Worsley, Harriet; 100 ideas que cambiaron la moda; Barcelona: 2011.

Deja un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Left Menu Icon
Dice la Clau